ARTÍCULOS       TÉCNICOS DE UNIVERSO SNIPER AIRSOFT

 

 

 

 

 

 

 

Portabaterías AN/PEQ de G&P

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

   Introducción
Dentro de los sistemaspara poder tener más capacidad de baterías, y dentro de las limitadas capacidades de espacio de algunos modelos de réplicas, que solamente pueden usar las baterías tipo mini, a algunas casas se les ocurrió la idéa de poder albergar baterías de mas tamaño y capacidad bien fuese en bolsas exteriores, siempre engorrosas y poco estéticas a la luz de los diseños, o en unas primitivas cajas, que o bien se atornillaban junto a culatas, o bien en guardamanos.

Pasando el tiempo, esas mismas cajas, fueron montadas a unos primigenios sistemas de cogida a railes piccatiny, sobre todo en cuanto se sacaron al mercado los primeros modelos de railes RIS y RAS en las réplicas, dando muy buenos resultados, pero fue Marui la que se llevó el gato al agua, al disimular el montaje de la batería en un apuntador ANPEQ laser, en la primera réplica de serie de su casa, que traía raileras: el M4 RIS. La batería, si bien seguía siendo una mini de 600 mA, con las limitaciones que esto conllevaba, abrió la puerta a realizar con el tiempo diseños más completos y de diversos tamaños de los apuntadores laser e infrarrojos del mercado, y si bien hay diferentes modelos, como hemos podido ver en ésta misma sección (recordemos el modelo de ICS que ya tuvimos oportunidad de estudiar), hoy le toca a otra casa que también nos trae un modelo a tener en cuenta: el de G&P

Uno de los modelos de caja del producto, y como dice su tapa, capaz de albergar hasta una batería de 10.8 y 3300 mA.
Segunda caja del producto en modelo de 9.6 voltios y 3300 mA. Es un poco más sobria de diseño.
El interior viene completamente acolchado, y con el modelo montado.
Pegatinas de decoración.
En un intento de emular al modelo real, el juego de pegatinas de decoración le da un mejor aspecto a la unidad cuando está terminada.

Parte inferior de la unidad. Como puede verse, tiene un único enganche por tornillo allen, para fijarlo a la railera RIS de nuestra réplica.
Por todos lados podemos observar los restos de pegamento de cianoacrilato que tiene el plástico de la unidad.
Parte superior, con los diales y botones del ANPEQ.
Vista delantera. Las lentes si están bien consegidas.
Vista del lateral, sin las pegatinas.
Vista derecha de la unidad, con las pegatinas ya montadas. El resto blanquecino que se puede ver en el dial lateral, se corresponde a la aplicación de pegamento de epoxy que hemos tenido que usar para evitar la pérdida de los mismos.
Primer plano de la parte delantera izquierda, y más epoxy que hemos tenido que poner para reforzar.
Batería interior de una de las unidades. Los desconchados son restos de pegamento, ya que la batería viene pegada al "suelo" de la caja interior.

En uso

La unidad pesa bastante, por el tamaño de las baterías usadas en su interior. La unidad queda firmemente montada mediante un tornillo allen de 5mm, y sus zapatas de mordaza son de metal. La caja, al ser un kit, viene montada de origen, pero la única manera de poder hacerlo, es mediante el uso de cianoacrilato, lo que la ha dejado por todos lados con restos de pegamento. Entrega una buena cantidad de "gasolina" para la réplica, durante una temporada, porque las pilas usadas en la confección de éstos kits, las G&P, no son precisamente de muy buena calidad. Hablemos ahora de aspectos negativos.

Al haber usado cianoacrilato, los botones y diales tienen la costumbre de perderse y despegarse muy constantemente, con lo que nos hemos visto obligados a reponer pegamento una y otra vez, con lo que el sistema elegido para fijarlos, ha sido el uso de pegamento epoxídico. La batería es de muy mala calidad, ya que las G&P tienen la mala costumbre de tener una vida útil corta, demasiado corta. La primera unidad de ésta misma casa, que tenemos en nuestro poder, solo ha llegado a 40 ciclos de carga y descarga, entregando a cambio corriente durante el suficiente tiempo para poder realizar unos 3000 disparos de media, antes de drenarse por completo. La segunda unidad, ha durado bastante menos: solamente en 4 meses de uso, se ha cargado-descargado 4 veces, y en la última vez, solo fue capaz de aguantar 400 disparos. Es demasiado precio para solamente eso. Para poder sacar la batería, hay que destrozar la caja, ya que encima, la misma está pegada al interior de la caja. Hubiera sido una buena idéa, el montar una batería de más calidad, que de una vida mas larga.

Desaconsejo la adquisición de ésta unidad, a no ser que no tengáis otra manera de darle alimentación eléctrica a vuestra réplica, ya que la relación calidad precio es desajustada, para lo que se paga por la unidad. Esperemos que los demás fabricantes se apunten un tanto, si hacen una unidad que se pueda desmontar con una tapa, con un buen espacio para poder meter varios tipos de batería, y en una pieza que tenga los detales de fabricación aproximados de ésta unidad, pero no a un precio tan desorbitado.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artículo por: Sniper